La forma de sus huevos ayudó a las aves a sobrevivir a la extinción

Investigadores de la Universidad de Lincoln (Reino Unido) sugieren que la forma de los huevos de las aves primitivas del Mesozoico fue un elemento clave para que estos animales sobrevivieran a la extinción masiva que acabó con los dinosaurios (y otras especies). En el estudio, publicado en la revista Royal Society journal Open Science, se analiza las cáscaras de huevo de la transición de los dinosaurios terópodos a las aves modernas.

Los resultados indican que las aves primitivas (desde hace 250 millones de años) ponían huevos con formas muy diferentes a los huevos incubados por el linaje que sobrevivió a la extinción hace 65 millones de años.

Los huevos del Mesozoico eran alargados y significativamente más simétricos que los demás huevos de aves. Además, su textura era más porosa de lo esperado en relación a su tamaño. No obstante, “la gama de formas de huevos en las aves modernas ya se había alcanzado en el Cenozoico”, según Dr. Charles Deeming, autor de “Egg shape changes at the theropod–bird transition, and a morphometric study of amniote eggs”, quien ha explicado a la BBC que cree que “las aves modernas sobrevivieron al evento que provocó la extinción porque aplicaban la incubación por contacto, que prevalece hoy día, construían nidos y se sentaban sobre sus huevos, mientras antes, la mayoría de las aves solían enterrarlos, como los terópodos, y eso los hacía potencialmente más vulnerables”.

Aunque la forma de los huevos pudo ser un factor que influyera en el éxito del linaje de aves que sobrevivió a la extinción, no es la causa principal. Deeming espera que, a partir de este estudio, se investigue más cómo eran los métodos de incubación y comportamientos de anidación que permitieron la supervivencia de estas criaturas.

Estefanía Jiménez Solís

1 Comment

  1. Pingback: La forma de sus huevos ayudó a las aves ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *