Identifican los pigmentos que colorearon los huevos de dinosaurio de azul y verde

Los huevos de los dinosaurios tenían un color entre azul y verde, al menos los estudiados por un grupo de investigadores de la Universidad de Bonn (Alemania). Al igual que ocurre en la actualidad con los huevos del emú (de color verdoso oscuro) y del petirrojo (más turquesa), los huevos de los dinosaurios tenían dos pigmentos, biliverdina y protoporfirina, que les conferían su colorido aspecto.

Los científicos han analizado un grupo de huevos depositados por Heyuannia huangi (oviraptor) hace 66 millones de años en nidos situados en lo que hoy es China. El equipo eligió estas piezas porque su color es pálido. Normalmente, los huevos fósilizados tienen un color negro o marrón fuerte, debido a la acción de los minerales, que oscurecen los pigmentos de las cáscaras.

La biliverdina y protoporfirina preservadas indican que la coloración de las cáscaras es un fenómeno que se extiende hasta el linaje de los dinosaurios no avianos. Además, se trata del primer registro fósil de estos pigmentos.

Según el color de los huevos, puede intuirse el estilo de vida de esta especie. Los adultos incubaban los huevos, no los enterraban, y su color era una estrategia de camuflaje ante los depredadores.

El estudio ha sido publicado recientemente en PeerJ bajo el título “The blue-green eggs of dinosaurs: How fossil metabolites provide insights into the evolution of bird reproduction”.

Estefanía Jiménez Solís

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *