El argentino Dreadnoughtus, el animal terrestre más pesado del mundo

El Dreadnoughtus tiene bien puesto su nombre, que significa “no teme a nada”. Y es que este dinosaurio, con 26 metros de longitud y 60 toneladas de peso, es el animal terrestre más grande del que se puede realizar un cálculo preciso acerca de su masa corporal. Este enorme herbívoro habitaba hace unos 77 millones de años en los bosques de la actual provincia de Santa Cruz, en la Patagonia argentina. Científicos de la Universidad de Drexel, en Estados Unidos, desenterraron entre 2005 y 2009 su gigantesco esqueleto, excepcionalmente bien conservado. La revista Scientific Reports recoge ahora la descripción de este ejemplar de la familia de los titanosaurios, que servirá para entender mejor la anatomía y la biomecánica de los animales más grandes que caminaron sobre la Tierra, según ha informado la Agencia Iberoamericana para la Difusión de la Ciencia y la Tecnología (DiCYT).

“Pesaba tanto como una docena de elefantes africanos o como siete Tyrannosaurus rex, a pesar de que cuando murió aún no estaba completamente desarrollado”, describe Kenneth Lacovara, investigador estadounidense que lideró los trabajos de excavación y los estudios posteriores del Dreadnoughtus schrani, nombre completo en honor de Adam Schran, empresario estadounidense que apoyó la investigación. El hallazgo es especialmente valioso porque incluye más del 70% de los huesos, según la información facilitada por DiCYT, mientras que el resto de los dinosaurios gigantes se conocen a partir de restos muy fragmentados.

srep06196-f2

Reconstrucción. Scientific Reports

De hecho, los investigadores involucrados (entre ellos, Lucio Manuel Ibiricu, del Centro Nacional Patagónico) afirman que este saurópodo es el animal terrestre más grande del que se puede realizar un cálculo preciso acerca de su masa corporal y que no tenía enemigos, puesto que podría neutralizar cualquier ataque con su volumen y usando su cola como arma. En los cuadrúpedos, la clave está en las mediciones de las extremidades, particularmente, el fémur y el húmero y este hallazgo incluye estos dos huesos, de manera que los investigadores pueden realizar una estimación de su peso muy precisa. El Argentinosaurus podría haber tenido una masa corporal mayor que la de Dreadnoughtus, pero sólo se han hallado algunas vértebras, un hueso de la pata inferior y algunas otras pocas piezas fragmentadas. Como el espécimen carece de huesos de las extremidades superiores, no existe ningún método fiable para calcular una masa.

Además, la colección de fósiles objeto de estudio incluye piezas asombrosas, como una vértebra de más de un metro de diámetro, tal y como puede verse en el artículo “A Gigantic, Exceptionally Complete Titanosaurian Sauropod Dinosaur from Southern Patagonia, Argentina”. Junto a este gran ejemplar del período Cretácico Superior, en las excavaciones fueron descubiertos otro más pequeño y con un esqueleto menos completo.

El equipo de Lacovara ha escaneado digitalmente cada pieza y ha realizado una reconstrucción digital en 3D que estará a disposición de los expertos y del público en general. “La fidelidad es perfecta y los huesos no se descomponen con el tiempo, así que el modelado digital es el futuro, sobre todo para el estudio de los dinosaurios gigantes”, según recoge DiCYT.

Estefanía Jiménez Solís

2 Comments

  1. Pingback: Repaso a los hallazgos paleontológicos en Argentina durante 2014

  2. Pingback: El saurópodo Dreadnoughtus baja de peso

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *